AVANZA PELIGROSA REFORMA A LA LEY DE BIODIVERSIDAD, ADVIERTE MINAE

 

5 de octubre de 2021

 

 

  • Texto final expediente, Nº21807, tiene serias implicaciones, porque desregula un bien de dominio público que es de todas y todos los costarricenses.
  • Propuesta dictaminada implica desregular temas incluidos en la Ley de Biodiversidad con consecuencias graves que afectan la conservación de la Biodiversidad, su uso sostenible y la distribución justa y equitativa de los beneficios que se generen de ese uso.
  • Iniciativa no garantiza principio de igualdad, ya que se visualiza un marcado beneficio exclusivo a las universidades públicas vigentes del país.

 

El Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE) por medio de la Comisión Nacional para la Gestión de la Biodiversidad (CONAGEBIO) advierte de los peligros de seguir avanzando en el trámite legislativo del expediente Nº21807 “REFORMA DE LA LEY DE BIODIVERSIDAD” que fue dictaminado el pasado 30 de setiembre sin realizar las consultas pertinentes.

CONAGEBIO es el órgano competente en el acceso a los recursos genéticos y bioquímicos de la Biodiversidad y garantizar la participación justa y equitativa de los beneficios que se generan por dichos accesos según la Ley de Biodiversidad N°7788, sin embargo a pesar de haber solicitado audiencia en varias ocasiones a la Comisión Permanente Especial de Ciencia, Tecnología y Educación de la Asamblea Legislativa, no se les ha convocado para poder advertir de los riesgos que una reforma así podría generar en el país.

Al respecto Ángela González, directora de la Oficina Técnica de la CONAGEBIO, explicó que “esta propuesta de modificación de la Ley presentada por la diputada Silvia Hernández Sánchez, afecta de manera directa a los temas señalados. Desde que se presentó esta iniciativa de modificación de la Ley de Biodiversidad, la Comisión Permanente Especial de Ciencia, Tecnología y Educación de la Asamblea Legislativa, no ha realizado consulta o brindado audiencia al MINAE ni a la CONAGEBIO”.

“No se nos ha brindado el espacio para aclarar y recomendar la modificación de algunos textos que tienen implicaciones importantes en la Conservación de la Biodiversidad, su uso adecuado y sobre todo la garantía de la participación justa y equitativa de los beneficios tanto económicos como sociales.  Hemos insistido, mediante el oficio OT-141-2020 del día 11 de junio del 2020, presentado por la dirección ejecutiva de la Oficina Técnica de CONAGEBIO y nuevamente mediante el oficio DM-0975-2021 del día 29 de setiembre del 2021, presentado por la Ministra del MINAE”, añadió.

Por su parte Viceministro de Ambiente, Franklin Paniagua, indicó que “con el ánimo de construir una propuesta viable para el país, el pasado 17 de agosto, en la sesión ordinaria de la CONAGEBIO se aprobó una propuesta de texto sustitutivo, que fue construido con base en la consulta realizada a  35 instituciones públicas y privadas vinculadas con el tema y a 140 usuarios que han solicitado permisos a la Oficina Técnica de la CONAGEBIO para acceder a los recursos genéticos y bioquímicos de la Biodiversidad del país, el cual fue enviado a la diputada Silvia Hernández para su consideración”.

González aclaró que “recientemente, por medio de la rectoría de la Universidad de Costa Rica se invitó a la Oficina Técnica de la CONAGEBIO a participar de tres encuentros con representantes de la Academia de las Universidades públicas y representación de los diputados Silvia Hernández, José María Villalta y Paola Vega. En estos encuentros las partes interesadas presentaron propuestas de textos y se realizaron argumentos sobre la pertinencia o no de la propuesta, sin embargo, los argumentos de peso planteados por parte de la Oficina Técnica de la CONAGEBIO no fueron tomados en cuenta en la propuesta final presentada por la diputada Hernández en Comisión Permanente Especial de Ciencia, Tecnología y Educación de la Asamblea Legislativa”.

Al respecto la CONAGEBIO y el MINAE llaman la atención de que el Informe de Subcomisión Expediente 21807 "Reforma de los artículos 3, 4, 7, 69 y 70 de la Ley de Biodiversidad, N.° 7788, de 30 de abril de 1998, y sus reformas, suscrito por los Diputados y Diputadas  Silvia Hernández, Ignacio Alpízar y Mario Castillo, toda     s las personas miembro      de la Comisión de Ciencia, Tecnología y Educación e integrantes de la subcomisión responsable, induce en error cuando plantea que: “Producto de una mesa de trabajo exhaustivo se logró consensuar en sus mayores extremos el texto que se presenta, por lo que recomendamos a los y las señoras diputadas de la Comisión Especial Permanente de Ciencia y Tecnología la aprobación de este informe de subcomisión.

Sobre ello, González indicó que la mayoría de las observaciones y recomendaciones significativas y relevantes planteadas por la Oficina Técnica de la CONAGEBIO al texto sustitutivo propuesto por la Diputada Hernández, no fueron acogidas y se ha negado en dos oportunidades audiencia a este órgano que es el ente competente nacional para regular el acceso a los recursos genéticos y bioquímicos, que son bienes de dominio público. La Oficina Técnica de la CONAGEBIO, considerando el espíritu del objetivo propuesto en la modificación de la Ley de Biodiversidad, presentado por la diputada Hernández, realizó una contrapropuesta que cumple con la aspiración de simplificación de trámites y que lastimosamente no fue considerada.

“Hay un pobre entendimiento por parte de algunos sectores de la academia sobre la consideración de que la simplificación de trámites y requisitos administrativos no deben implicar la desregulación de bienes que son  de dominio público. Parte de la propuesta dictaminada implica desregular temas incluidos en la Ley de Biodiversidad con consecuencias graves  que afectan la conservación de la Biodiversidad, su uso sostenible y la distribución justa y equitativa de los beneficios que se generen de ese uso, que, además, están contemplados en el Convenio sobre Diversidad Biológica, del cual nuestro país es parte.

Este instrumento fue ratificado por Costa Rica mediante Ley N°7416, de 30 de junio de 1994, publicada en La Gaceta N° 143 de 28 de julio de 1994. La propuesta realizada por la Oficina Técnica de CONAGEBIO contempla los trámites estrictamente necesarios que regulen el acceso a los recursos genéticos y bioquímicos de la biodiversidad del país y que faciliten y promuevan las actividades de investigación que sabemos se revierten en resultados que garantizan la conservación de la Biodiversidad, su uso sostenible y la distribución justa y equitativa de los beneficios que se generen de ese uso.  Sin embargo, debe tenerse siempre presente que se trata de bienes de dominio público que requieren ser estrictamente tutelados por el Estado, y que según el Principio de No Regresión no puede, de ninguna manera con una reforma jurídica, proponerse la desregulación en nombre de la eficiencia”, resaltó la directora de CONAGEBIO.

Según MINAE y  la CONAGEBIO, el texto final dictaminado, tiene serias implicaciones que desregula un bien de dominio público que es de todas las personas costarricenses y que corresponde a la CONAGEBIO, como órgano del Estado, velar por la conservación y uso sostenible de la Biodiversidad y garantizar la distribución justa y equitativa que se derive de ese uso.

Por otro lado, en esa propuesta se incorporan definiciones incongruentes con la Ley N° 7416 y con el lenguaje actual que se utiliza a escala internacional en las Convenciones y foros relacionados con el CDB, FAO, CCAD entre otros, lo que dificultará la labor de la CONAGEBIO en lo adelante para el análisis y la defensa de las posturas oficiales de Costa Rica.

Finalmente, esta propuesta no garantiza el principio de igualdad, ya que se visualiza un marcado beneficio exclusivo a las universidades públicas vigentes del país.