MINAE lanza iniciativa Ciudad Verde para enverdecer los entornos urbanos

06 de junio de 2022 

 

 

Celebración del Día Mundial del Ambiente

 

  • El programa brinda herramientas que fomentan una planificación urbana enfocada en la adaptación al cambio climático.
  • Se trabaja con instituciones públicas, municipalidades, academia, sector privado y sociedad civil, con la asesoría técnica de la Cooperación Alemana para el Desarrollo GIZ.
  • Como parte de los actos de conmemoración se realizó una presentación sobre la importancia de la adaptación basada en ecosistemas, a cargo del Programa EbA LAC.
  • EbA LAC ayuda a brindar las medidas de adaptación basada en ecosistemas, para así mantener y mejorar las condiciones sociales, ecológicas y productivas al involucrar a todas las personas en la toma de decisiones.

 

Este lunes 6 de junio, en el marco del Día Mundial del Ambiente, el Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE), el Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC) y la Cooperación Alemana para el Desarrollo GIZ, lanzaron Ciudad Verde con el objetivo de transformar la planificación urbana de la Gran Área Metropolitana (GAM). De esta manera las ciudades se puedan desarrollar en armonía con la naturaleza, y favorecer la conectividad biológica que beneficia a especies animales y vegetales.

.

Ciudad Verde es el resultado del trabajo conjunto que lidera el Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE) y el Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC) con instituciones públicas, municipalidades, academia, sector privado y sociedad civil. Cuenta con la asesoría técnica de la Cooperación Alemana para el Desarrollo GIZ a través del proyecto Corredores Biológicos Interurbanos - Biodiver_City.

Bajo este proyecto, entre el 2018 y 2022 se realizaron talleres, mesas de diálogo, reuniones de validación y un plan piloto para  consolidar una iniciativa que pueda ser llevada a la práctica por tomadores de decisión. Se busca  que Ciudad Verde sea un instrumento para lograr el desarrollo sostenible en el contexto urbano.

El Sr. Vicepresidente de la República, Sr. Stephan Brunner Neibig señala: “este esfuerzo permite de manera proactiva unir el conocimiento y experiencia del sector privado y público para impulsar ciudades más armoniosas, seguras, eficientes, responsables, ecológicas y que desarrollan el justo balance entre el uso de tecnología, la modernidad y los entornos naturales y verdes. Es crear espacios sabiamente diseñados para armonizar la convivencia de especies en zonas verdes y proveer lugares para el sano esparcimiento, con acceso y facilidades para todos, propiciando así el bienestar de los ciudadanos y la promoción de la salud”.:

Uno de los resultados de este trabajo es la definición de una Ciudad Verde: “…es una ciudad accesible e inclusiva que se gestiona con participación de sus habitantes, donde abundan los espacios naturales y la biodiversidad que impactan de manera directa en su capacidad de resiliencia. Su fin último es maximizar el bienestar humano, resultando en bajos niveles de contaminación, mejora en la apropiación del espacio urbano, propicias interacciones positivas para la recreación, salud física y mental, con un enfoque ecosistémico”.

Franz Tattenbach, ministro de Ambiente y Energía destacó:” Costa Rica tiene muchas cosas por las cuales sentirse orgullosa y tiene muchos retos por delante pero con bases muy sólidas. Estamos expuestos al cambio climático, pero somos un país menos vulnerable, gracias a las medidas y decisiones que se han tomado. Me complace ver los proyectos en los que se avanza como EbA LAC y Ciudades Verdes, que nos da un diseño concreto para su implementación gracias al gran diagnóstico”.

Durante el evento se presentaron los detalles de la iniciativa, entre ellos una serie de indicadores que fueron evaluados en un pilotaje con las municipalidades de Mora, Curridabat y Tibás. Con ello, los gobiernos locales tienen una herramienta de monitoreo que les permite identificar necesidades y estrategias para convertir a sus cantones en ciudades verdes.

Por su parte, Rafael Gutiérrez Rojas, Director Ejecutivo del SINAC,  se refirió a esta importante fecha indicando que “ En el marco de la celebración del Día Mundial del Medio Ambiente se deben centrar los esfuerzos en motivar a las personas y comunidades, para que se conviertan en agentes activos del desarrollo sostenible y de protección del medio ambiente”. Es por ello por lo que el SINAC invita a las personas a mejorar sus hábitos de consumo. La protección del medio ambiente requiere del apoyo de todos, concluyó diciendo.Complementariamente, se proyecta un programa de capacitación dirigido a tomadores de decisión y organizaciones de apoyo, cuyo fin es que puedan conocer en qué consiste Ciudad Verde y de cuáles herramientas disponen para fortalecer la forma en la que se ha venido desarrollando la planificación urbana.

Al respecto, el Sr. Claus Kruse, director del proyecto BiodiverCity, ejecutado por la Cooperación alemana para el desarrollo GIZ y financiado por la Iniciativa Internacional de Protección del Clima (IKI) del gobierno alemán, comentó que “el concepto sobre el cual se sustenta la iniciativa Ciudad Verde parte de la premisa de que lo urbano y lo rural pueden – y tienen – que coexistir de manera más armoniosa para garantizar una mayor sostenibilidad del entorno natural y nuestro propio hábitat como seres humanos. Los instrumentos que se presentaron hoy facilitan el encausamiento de las decisiones que tomamos sobre el territorio hacia esa ciudad más amable y sostenible que queremos, una ciudad verde.”

 

¿Cómo construir una Ciudad Verde?

 La respuesta la encontramos en la misma naturaleza. La iniciativa propone que, mediante la identificación de zonas vulnerables dentro de las ciudades, por ejemplo, islas de calor o lugares propensos a inundaciones, se pueda analizar cuáles servicios ecosistémicos están siendo afectados y qué soluciones basadas en la naturaleza pueden contribuir a mejorar su condición.

Para lograrlo, Ciudad Verde pone a disposición del público en general, tres herramientas digitales que orientan a las personas para crear un entorno urbano adaptado al cambio climático y que, lejos de competir con la naturaleza, convierta a los ecosistemas en verdaderos aliados para impulsar mejoras socioeconómicas:

  1. Atlas Verde: Es una herramienta de información geoespacial que brinda datos y estadísticas sobre los diferentes servicios ecosistémicos en un territorio, facilitando así la identificación de áreas que requieren una intervención. Esto convierte al atlas en una herramienta fundamental en la planificación del crecimiento y desarrollo urbano sostenible. La plataforma es de acceso libre:  atlasverde.org
  2. Guía Oportunidades de Servicios Ecosistémicos (OSE): La Guía OSE permite crear instrumentos políticos y financieros que protejan los servicios ecosistémicos más vulnerables. La herramienta cuenta con ejemplos prácticos y experiencias concretas en el contexto de la Gran Área Metropolitana de Costa Rica.
  3. Guía y Catálogo de Soluciones basadas en la Naturaleza (SbN): La Guía SbN establece un marco sociocultural, normativo, financiero e institucional sobre las Soluciones basadas en la Naturaleza en Costa Rica. Se complementa con un catálogo de 24 SbN implementado en el país y señala el paso a paso de cómo desarrollarlas. Puede encontrar más información en: http://www.biocorredores.org/biodiver-city-sanjose/guia-de-soluciones-basadas-en-naturaleza-sbn

La meta de Ciudad Verde va más allá de la sensibilización sobre el desarrollo sostenible. Busca ser una iniciativa que esté vinculada en las acciones diarias del desarrollo urbano de las ciudades, mejorando los servicios ecosistémicos, permitiendo la conectividad biológica, devolviéndole a la naturaleza el espacio que necesita para prosperar, propiciando las condiciones para mayor resiliencia al cambio climático, lo que dará paso a una mejor calidad de vida para las personas.

 

Importancia de la adaptación basada en ecosistemas

Como parte de las actividades de celebración se realizó la presentación “Resiliencia al Cambio Climático - Adaptación Basada en Ecosistemas” que mostró que planificar para adaptarse al cambio climático resulta trascendental y prioritario para salvaguardar los sistemas socioeconómicos y ambientales del país.

EbaLAC explica cómo la naturaleza nos ayuda a adaptarnos y da ejemplos concretos de las medidas de adaptación basada en ecosistemas que son una estrategia (costo-eficiente) para mantener y mejorar las condiciones sociales, ecológicas y productivas al involucrar a todas las personas en la toma de decisiones.

Eva Axthelm, asesora técnica de la GIZ, señaló que desde el programa Escalando Medidas de Adaptación Basada en Ecosistemas en Costa Rica-EbA LAC, se trabaja de manera conjunta para que actores clave del sector público, la sociedad civil y el sector privado, desde el nivel local hasta el nivel nacional, escalen los enfoques exitosos de adaptación basada en ecosistemas. Así, se promueve  la conservación, la restauración y la gestión sostenible de los ecosistemas naturales y agrícolas para impulsar medios de vida resilientes, ayudando a las personas y comunidades a adaptarse al cambio climático.

El Programa EbA LAC es financiado por el Ministerio Federal de Medio Ambiente, Conservación de la Naturaleza, Seguridad Nuclear y Protección al Consumidor (BMUV) a través de su Iniciativa Climática Internacional (IKI) y es implementado por la Cooperación alemana para el desarrollo – GIZ – como agencia líder, en asocio con la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza) (UICN) y el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE) en tres países: Ecuador, Guatemala y Costa Rica”, en un plazo de 5 años.